Listas: nuestros 20 discos favoritos de 2011 (I)

Habéis esperado pacientemente este momento. Algunos por curiosidad, otros para comprobar si esta lista será como todas las demás y otros para recordarnos los discos de los que nos hemos olvidado. De nuevo, como el pasado año, dividimos la lista en 10 y 10, nuestros respectivos top 10. Empezamos por el de I am David Crespo, que seguro que os va a sorprender.

10. Holy Ghost!Holy Ghost!

Un debut lleno de energía y canciones que incitan a bailar con ritmos a la más pura tendencia actual. LCD Sounsystem desapareció, pero James Murphy, bajo el sello DFA Records, ha dado a conocer a este dúo de New York, que con un primer disco, a mi forma de ver, ha pasado demasiado desapercibido en nuestro país. Es la perfecta carta de presentación para un grupo que posiblemente se convertirá en una banda que dará mucho de que hablar. Sólo le falta el gran hit, aunque canciones como “Wait And See” o “Jam For Ferry” apunten muy alto, al igual que otras canciones que tiran más hacia los medios tiempos como “Say My Name”.

9. Neon IndianEra Extraña

La primera vez que escuche el nuevo disco de Neon Indian pensé que M83 ya ejercía influencias entre sus contemporáneos, rápidamente me di cuenta de mi gran error y de lo poco que tenían que ver los unos con los otros. La banda de Texas ya tiene nombre propio a la hora de hacer música, con un debut impecable sólo nos quedaba ver como sería su esperado segundo trabajo, el cual no ha decepcionado, y que con un ambiente algo más oscuro se han adentrado dentro de una nueva revisión de la música chill. Si te gustan como a mí, los discos que te evaden a pequeños momentos de absoluta magia, no dejes de escuchar temas como “Hex Girlfriend o “Heart: Decay” y por supuesto esa gran canción que lleva por título “Polish Girl”.

8. Katy BOn A Mission

Y con ella llegó el mainstream a mi lista de los diez discos del 2011. Dentro de todo lo que acoge la música popular, podemos decir que “On A Mission” es de los mejores discos que se han colado dentro de todas las cadenas de música este año. Con tan solo 22 añitos, la cantautora inglesa Kathleen Brien ha sabido hacerle competencia con su estilo y su buen saber hacer a los más grandes de la escena popular estadounidense, dejando además embobados a la escena más independiente. Con temas un poco electro, oscuros y de incursión mental como en “Katy On A Mission”, temas rompepistas como “Lights On”, que nos recuerdan a los mejores Moloko, y con colaboraciones de lujo como en la canción “Perfect Stranger” con Magnetic Man.

7. FinkPerfect Darkness

Hacia tiempo que una guitarra no me sonaba tan bien. El nuevo disco del polifacético Fin Greenall se convierte en uno de estos discos donde un artista se desnuda para dejarnos ver su lado más íntimo. Da igual lo que deje al descubierto, si te gusta o te desagrada en sus palabras, porque esa es su verdad, supongo que de eso tratará un poco la música folk. Un disco que busca la más pura honestidad y que con sólo escucharlo, nosotros mismos podemos encontrarnos también en la nuestra propia, pocos artistas comunican tanto con tan poco. Los títulos de las canciones nos van detallando en que viaje nos estamos adentrando con el cantante inglés. “Perfect Darkness”, “Berlin Sunrise” y por supuesto “Honesty”, forman parte de este singular trayecto.

6. DestroyerKaputt

En los tiempos actuales, donde hay tanta electrónica, que hasta La Oreja de Van Gogh suenan como si fuesen OBK, es genial descubrir pequeñas o grandes joyitas, según se mire, que lejos de toda tendencia actual, ya sea por querer ser diferentes al resto o porque realmente les tira de un pie, se agarran a lo mejor del pop y explotan un terreno que parece ya caduco para muchos, para dejarnos ante nuestros oídos un sinfín de buenas melodías que nos llevan a un viaje muy especial. Con una sensibilidad extraordinaria, el poeta Dan Bejar nos regala nueve canciones como nueve bombones para ser saboreados suavemente. Si te gusta la nostalgia o eres amante del gran pop canciones como “Chinatown”, “Suicide For Kara Walker” o “Kaputt” te pondrán los pelos como escarpias a la vez que te vas sumergiendo en un mar de absoluto optimismo y delicatessen.

5. The HorrorsSkying

La primera vez que supe de los británicos The Horrors allá por el 2007, me parecieron el hype más grande que había dado la música británica ese año, sólo me gustaban sus pintas y una canción. Pero el tiempo pasa y aquí están Faris Badwan y compañía haciendo ya su tercer disco, y no un disco cualquiera, sino un gran disco, mucho más maduro que sus antecesores, a lo mejor excesivamente serio e incluso un poco inaccesible para unas primeras escuchas, pero un disco que te agarra poco a poco. Un disco oscuro, embaucador y muy deudor de bandas como Joy Division o Siouxie And The Banshees, un tercer largo que hay que escuchar más de una vez para poder descubrir y que no pasen desapercibidos temas como “Dive In”, “Still Life” o “Oceans Burning”, unas auténticas joyas de un disco imprescindible.

4. Cut CopyZonoscope

Con un rol un poco más serio, pero igual de nostálgicos que en su disco debut, la banda australiana regresaba a principios del pasado año con nuevo disco bajo el brazo, donde fusionaban a la perfección eso que llaman “indietrónica”. Con letras sencillas y mensajes directos, lanzaban el disco con la presentación del single “Need You Now”, poco más queda decir, un tema que nos adentraba en un disco bastante ecléctico, que poco tenía que ver con los ritmos pegajosos que les dieron a conocer. Un disco donde cabían canciones para los indies en “Where I’m Going” y para los que tengan ganas de bailar a ritmos de tribus indígenas como en el single “Blink And You’ll Miss A Revolution”. Algo para destacar del disco son los constantes cambios de ritmo, que hacen pensar que estamos escuchando un mashup de dos canciones como en el caso de “Corner Of The Sky”, entre otras.

3. Jamie WoonMirrorwriting

Sin duda mi descubrimiento del año. Y es que estar apadrinado por alguien tan genial como Burial tiene que dar muy buena suerte. Dubstep de primera línea, mezclado con el pop más elegante y el R&B más mainstream dan como resultado el disco debut de esta joven promesa británica, cuyos ritmos limpios y aparentemente sin complicaciones, se mueven como reinterpretaciones de los sonidos más urbanos. Canciones como “Lady Luck” podrían ser fácilmente un nuevo single de un Justin Timberlake maduro, si eso pudiese ser factible, temas como “Gravity” nos envuelven en un aura de misterio y tranquilidad, y canciones como “Night Air” nos redescubren otra vez como funciona Burial como productor, ese artista que tanto nos gusta a los amantes de la electrónica con mayúsculas.

2. La Casa AzulLa Polinesia Meridional

Letras con aires de melancolía y tristeza, mezclado con ritmos llenos de optimismo. Guille Milkyway nos vuelve a sumergir en su mundo personal, donde sus miedos e inquietudes nos hablan de un momento muy concreto de la vida, ese momento en el que te das cuenta de que ya no eres el jovencito de antes y de que ahora hay mucha más gente joven a tu alrededor. Es sorprendente comprobar como letras tan tristes te pueden llenar de euforia, algo tan mítico de la música disco de los 70 y que La Casa Azul hace a la perfección, como demuestran canciones como “Sucumbir” o “Sálvese Quien Pueda”, al igual que en canciones algo más delirantes, a la vez que tremendamente divertidas, como “Colisión Inminente” o “Europa Superstar”. Para acabar, sólo decir que, como siempre, lo mejor son las letras: “Dime, si la espuma del cortado te complace”.

1. PJ HarveyLet England Shake

La primera vez que escuche la canción “The Glorious Land”, con ese majestuso sampleo de corneta anunciando que vienen las caballerías, sabía que el último disco de la inglesa Polly Jean iba a ser uno de los discos de este año. Cargado de buenas canciones, esta excelente cantautora nos sorprende con letras más políticas, a las que no nos tiene acostumbrados, al igual que a una nueva limpieza en su sonido, como en “The Words That Maketh Murder” o “All And Everyone”, donde el sonido de la guitarra y de su voz deja muy de lado a la antigua PJ, aunque si eres más fan de la Harvey clásica de los 90, también la puedes tener en canciones como “Bitter Branches” o “The Last Living Rose”. Un disco que pasará seguramente a la historia de la música, al igual que este mito en vida que es Pj Harvey.

Listas: nuestros 20 discos favoritos de 2010 (I)

Como si de un juego de lucha se tratase, ambos redactores nos enfrentamos con nuestras respectivas listas de nuestros 10 discos favoritos de este 2010 que ya está próximo a su fin. Como iba a quedar un post demasiado extenso, vamos a publicarlo en 2 partes. Aquí tenéis la primera de ellas.

Los 10 discos favoritos de I am David Crespo:

10. Crystal Castles – Crystal Castles (II)

Dignos de ser mencionados en cualquier lista, por el simple hecho de ser una patada en toda la boca a todos los acomplejados que no son capaces de ver que Crystal Castles son, sin duda alguna, una de las grandes formaciones que ha dado este siglo XXI al mundo de la música. Bordes, distantes, macarras y chungos, su música aunque pueda parecer en algunos puntos bastante excesiva, es vital para los tiempos que corren. No hay nada que me dé más ganas de pegar una paliza a alguien, que cuando escucho Crystal Castles. Toda una liberación del mal rollo, que ayuda a llevar mejor los momentos de gran ansiedad que corren en los ambientes en los que vivimos. Esto sí que es música contextualizada en el momento que le corresponde, innovando siempre entre sus propias estrategias de identidad, a veces influenciados por grupos que les preceden, pero nunca haciendo lo mismo. Lo mejor, sus canciones politono como Baptism, Papa Smear o Intimate y lo ultra mejor, la gran macarrada del año Doe Deer.

9. Deadmau5 – 4×4=12

Hay que dar las gracias a que haya gente dispuesta a dar lo mejor del techno y del house progressive, un género tan maltratado por muchos y que muy pocos han sabido sacarle su mejor partido, provocando con ello que mucha gente lo perciba como un género menor. Esta es una de las razones por la que Deadmau5 gusta a tanta gente, su música puede estar en toda clase de recopilatorios casposos y sonando en los mejores festivales de medio mundo a la vez que en Fama Revolution. Deadmau5 sigue siendo el rey de la pista, por lo menos para las altas horas de la madrugada. Si no eres capaz de moverte al ritmo de Some Chords, Animal Rights o Right This Second es porque seguramente no tengas sangre en las venas o porque en el cerebro te falte un chip. Si sois capaces de darle una oportunidad descubriréis porque este ratón multicolor se encuentra dando la vuelta por medio mundo.

8. LCD Soundsystem – This Is Happening

El supuesto último trabajo de James Murphy y los suyos. Introducciones largas para canciones aún más largas, que pueden durar en algún caso más de 9 minutos, aún así, gracias a sus ritmos pegajosos y escalonados finales logran que las canciones no se te hagan interminables. Una perfecta fusión de punk y dance que tan populares les hizo en sus anteriores trabajos y en los que surfean con gran dominio y precisión: producción perfecta, y ritmos que se te pegan fuerte en la cabeza, Pow, Pow, o One Touch, son un ejemplo de ello. Lo mejor sin duda Drunk Girls y Home, para los más dinamiteros y fiesteros de la noche, lo mejor de lo mejor You Wanted A Hit, para los más melancólicos. Un disco apto para todos los gustos, porque si algo saben hacer LCD, es no cerrar las puertas a nadie.

7. Delorean – Subiza

En una lista de música como ésta no puede faltar uno de los mejores grupos nacionales que ha dado este país, gracias a ellos podemos seguir creyendo en la música española. Disco tras disco los vascos Delorean demuestran que lo suyo sí es evolución, innovación, riesgo y respeto a la música y a ellos mismos, siendo absolutamente auténticos y honestos. Subiza se celebra como una explosiva muestra de sonido casi mágico, que te lleva a otros mundos, donde vivir parece mucho más fácil. Describir su música es difícil, dado que es casi imposible hacerles comparaciones, aún así, si te gustan grupos como Empire Of The Sun o MGMT, Delorean forma parte de tu equipo. Stay Close es la canción que abre las puertas a esta incursión mental, donde todos tus problemas son olvidados, por lo menos durante las nueve canciones que dura el disco. Grandes momentos con grandes subidas finales, como en Infinite Desert, Real Love o Warmer Places.

6. Gorillaz – Plastic Beach

Cuando por fin tuve el último disco de Gorillaz en mis manos, me temblaron las piernas y no era para menos. Colaboraciones de lujo como la de Lou Reed o Mos Def, y colaboraciones de grupos más modestos pero que brillan igualmente, como en el caso de Little Dragon. Disco ecléctico donde los haya, ¿quién se ha resistido a temas tan intimistas como Broken o Empire Ants? ¿Quién ha seguido delante del ordenador sentado, escuchando Some Kind of Nature o el incombustible Stylo? Una intro que nos adentra en esta playa de plástico, y que nos mete en uno de los viajes más interesantes a los que nos hayamos adentrado este año. El disco termina con un final digno de tal genialidad, Pirate Jet, que hace su función de ser el perfecto broche de oro. Welcome to the Plastic Beach.

5. Duffy – Endlessly

Sí, no lo puedo evitar, soy fan de todas, Kylie, Madonna, Britney, Cher, Patti, M.I.A., Tina, Roisin, Gaga, Grace, Katy, Lily, Yoko, todas diferentes y todas únicas, ellas son mis Divas y todos los años siempre hay una que destaca entre las demás. Y cómo no voy a sentir debilidad por una de las voces más dulces que ha dado el mainstream musical contemporáneo. La intérprete y cantautora británica sin duda le deberá mucho a otra de mis grandes Divas: Amy, por abrirle la puerta de manera grande a un género casi olvidado para la gran mayoría. Aún así no se le pueden quitar méritos a esta chica, que ha sabido muy bien hacerse su hueco. Se me ponen los pelos de punta al escucharla en canciones como My Boy, Breath Way o Too Hurt To Dance, aunque también se luce en los momentos más chispeantes del disco (será porque en este caso hay menos frente a las grandes baladas), con temas como Well, Well, Well y uno de sus temas más redondos, Keeping My Baby. Como anécdota diré que la primera vez que escuche Lovestruck (la intro), me sonó a un plagio a Britney Spears.

4. Caribou – Swim y Swim Remixes

Bueno, aquí me permito poner dos discos, pido perdón a los puristas de las listas. Nunca la psicodelia sonó tan pop. Disco perfecto para pasar un estupendo día de domingo, para bailar en la discoteca, para trabajar, para el coche, ir de paseo, cuando estás en el metro, sonando de fondo en la cafetería en la que te encuentras con tus amigos, e incluso, aunque yo no lo he probado, estoy seguro que también es ideal para echar un polvo. Diez canciones imprescindibles desde el brutalísimo Odessa hasta el maravilloso Jamelia, pasando por grandes temas como Sun, Kaili, o Hannibal. Como añadido, os animo a que después de escucharlo os tiréis al disco Swim Remixes. Nunca un disco de remezclas fue tan complejo y lleno de vida propia, destacando las remezclas de Junior Boys, Fuck Buttons o Dj Koze.

3. The Third Twin – Homemade

Manda narices que el tercer puesto del podio se lo dé a una especie de grupo fantasma. Pero no es culpa mía que uno de los mejores discos de éste año esté realizado por ellos. Sin duda, The Third Twin le deben mucho a gente como Daft Punk, sin los cuales seguramente ni existirían. Bastante más minimal que éstos y con tiros hacia el dubstep, presentan un debut electrónico y experimental con toques de funk, tecno, house, hard rock y synthpop. Si eres fan de gente como Justice te gustarán temas como: Justice (viva la redundancia), Euphoria, o The Time Is Over, pero si eres más Daft, no puedes dejar escapar temas como: Evil Minds, Technolers o Worm Earth, está última con múltiples samplers de origen ¨Daftpunkariano¨. Sólo decir que fantasmas o no, éste dúo sabe muy bien lo que se hace, ya que técnicamente controlan muy bien el medio, mucho más que gente que lleva años en la carrera. ¿Demasiada profesionalidad para un debut de unos completos desconocidos?

2. The Magic Numbers – The Runaway

Cuando escuché The Pulse tuve una especie de déjà vu, me gustó, pero rápidamente pensé que era otro grupo que no tenía nada nuevo que decir. Pues a lo mejor tenía razón, o no, es verdad que no suena verdaderamente nuevo, pero tampoco suena viejo. En definitiva, este año lo cerraré con el descubrimiento de un grupo que desconocía hasta el momento y cuyo pop sosegado y dulce te envuelve rápidamente en su atmósfera rica en sonidos y sutiles arreglos, que demuestra la gran sensibilidad que posee este grupo de hermanos para elaborar música. Déjate contagiar por temas como Why Did You Call?, Trowing My Heart Again o Some Of Something.
Muy de agradecer la buena combinación y el gran juego de voces, tanto en sus cantantes como en sus coros.

1. El Guincho – Pop Negro

Sería pecado no poner en el número uno al más inconfundible, carismático, surreal, mágico y genial de los últimos creadores musicales españoles. Junto a Delorean es otro de las grandes motivos por los que no sentir vergüenza por la música española. No hay nada que se le parezca, nadie que se atreva a imitarle, y encima es arrollador, una ráfaga de aire fresco para todas las momias que todavía siguen contagiadas por la fiebre que generan otros grupos tipo planetarios, b sweeties, queridas y demás grupos del montón. Letras que acompañan a este viaje surreal, que ya forman parte de nuestro gran legado artístico porque desde Bombay hasta Danza Invinto se encuentran canciones como Soca Del Eclipse, Lycra Mistral, FM Tan Sexy… Un total de 9 canciones de tropicalismo electrónico, por llamarlo de alguna manera, que ha contagiado a medio mundo de los 5 continentes.

2 comentarios sobre “Listas: nuestros 20 discos favoritos de 2010 (I)

  • el 29 diciembre, 2010 a las 09:09
    Permalink

    eres un genio, muy inteligente incluir a The Third Twin, estos chicos van a revolucionar la electronica en 2011, los amo.
    Technolers es mi preferida

    Respuesta
  • el 29 diciembre, 2010 a las 13:32
    Permalink

    jejee, a mi también me gustaría pensar lo mismo, pero hay tanto misterio con ellos, que no sé.

    Al ser un grupo que a duras penas tiene promoción de su trabajo, a excepción de espacios como éste, es muy difícil. Aunque bueno el boca a boca siempre funciono muy bien, sólo mirar a los Artic Monkeys.

    Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Juan José Conde Fernández .
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios https://plusdominios.net/.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en el Aviso Legal.

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies. Si continúas navegando, estás aceptándola.